Brahma

Brahma

Dios creador del universo, se le representa como un hombre maduro, larga barba, con cuatro cabezas que significan el gran saber, y cuatro brazos.

Brahama ve al mismo tiempo en las cuatro direcciones. Cada cabeza representa uno de los cuatro aspectos de la conciencia humana. Estos se reconocen del siguiente modo:

 

 

1- El ser fisico: relación corporal con la comida, ejercicio, sueño y sexo. El ser fisico se manifiesta a traves de la tierra, la materia y la madre.

2- El ser racional: el intelecto o logica condicionada de los procesos de racionamiento de un individuo.

3- El ser emocional: los estados de animo y sentimientos que cambian continuamente dentro de la persona. La lealtad y el amor estan influidos por el ser emocional.

4- El ser intuitivo: la voz interior de la mente consciente de una persona.

En sus cuatro brazos, Brahma lleva lo sig.

-en su mano superior izquierda, una flor de loto, símbolo de pureza.

-en la segunda mano izquierda, las escrituras sagradas, que contienen el conocimiento de toda la creación. Brahama puede impartir el conocimiento sagrado si se lo invoca adecuadamente.

-en una mano derecha, un jarron que contiene nectar. Es amrita, el liquido precioso de la potencia vital.

-la mano cuarta se eleva con el mudra que concede la ausencia de miedo.

Brahma aparece en las horas crepúsculo

A nivel popular este dios esta casi olvidado; existen muy pocos templos en su honor, siendo el más celebre el de Pushkar, en el estado de Rajastan. De la misma manera, en una mitología tan rica como la hindú, es realmente llamativo que casi no haya leyendas sobre el.

He aquí un par de ellas que explican por que tiene cuatro cabezas, y por que carece de popularidad:

Leyenda sobre Brahma, No puedo dejar de mirarte

Dicen que cuando Brahma estaba haciendo al mundo, sintió la necesidad de crear una mujer para procrear la raza humana. De su propio cuerpo la primera dama llamada Shatrupa. Era tan bella que el mismo creador quedo mirándola; no podía apartar los ojos de ella. La mujer aguanto la mirada un rato pero al final le dio vergüenza y se hizo a un lado para no estar delante de Brahma. Sin embargo, este no quería perderla de vista; en seguida saco una nueva cabeza hacia ese lado y siguió mirándola. La pobre mujer se fue a otros costados, pero a Brahma le salía una cara nueva en cada dirección.

Finalmente, ella voló hacia arriba para escapar de sus ojos obsesionados. Tampoco le sirvió de nada porque la quinta cabeza del dios ya la miraba hacia arriba.

Pero sabemos que el se representa con cuatro cabezas y no cinco. ¿Qué habrá pasado a la que le falta?

Parece que este dios es bastante vanidoso. Se cuenta que una vez estaba tratando de convencer a Vishnu que el (Brahma) era el dios más importante. Pero Vishnu insistía en su propia superioridad. En eso apareció delante de ellos una columna de luz, tan alta que no se veía hasta donde llegaba. Brahma y Vishnu decidieron tratar de averiguar sobre su tamaño. Vishnu se convirtió en un jabalí y empezó a cavar para ver hasta donde estaba metida la columna en la tierra, y Brahma tomo la forma de un cisne para volar hasta el punto más alto de la misma.

Estuvieron muchísimo tiempo explorando pero no dieron con las extremidades del pilar. Cuando regresaron al punto de partida, estaba allí el dios Shiva quien había echo aparecer la gran columna. Vishnu admitió que no había podido encontrar la raíz de la misma, pero Brahma, con el fin de ganar un punto, mintió que había llegado hasta la cumbre de la misma, y como prueba presento una flor que dijo había encontrado allí. Shiva se enfureció tanto ante esta mentira piadosa que en seguida le corto la quinta cabeza que miraba hacia arriba y había sido la que había pronunciado la falsedad. Además declaro que desde entonces nadie construyera un templo en honor a Brahma ni le rindiera culto a través de ceremonias religiosas.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someonePrint this page